Mostrando las entradas con la etiqueta Isaías. Mostrar todas las entradas

30 may. 2007

Comentarios de Isaías
Manuscritos de Qumram (Cueva 3)

1 comentario :

28 feb. 2007

ISAÍAS 65: 17-25

No hay comentarios. :


65:17 Porque he aquí que yo crearé nuevos cielos y nueva tierra; y de lo primero no habrá memoria, ni más vendrá al pensamiento.

65:18 Mas os gozaréis y os alegraréis para siempre en las cosas que yo he creado; porque he aquí que yo traigo a Jerusalén alegría, y a su pueblo gozo.
65:19 Y me alegraré con Jerusalén, y me gozaré con mi pueblo; y nunca más se oirán en ella voz de lloro, ni voz de clamor.
65:20 No habrá más allí niño que muera de pocos días, ni viejo que sus días no cumpla; porque el niño morirá de cien años, y el pecador de cien años será maldito.
65:21 Edificarán casas, y morarán en ellas; plantarán viñas, y comerán el fruto de ellas.
65:22 No edificarán para que otro habite, ni plantarán para que otro coma; porque según los días de los árboles serán los días de mi pueblo, y mis escogidos disfrutarán la obra de sus manos.
65:23 No trabajarán en vano, ni darán a luz para maldición; porque son linaje de los benditos de Jehová, y sus descendientes con ellos.
65:24 Y antes que clamen, responderé yo; mientras aún hablan, yo habré oído.
65:25 El lobo y el cordero serán apacentados juntos, y el león comerá paja como el buey; y el polvo será el alimento de la serpiente. No afligirán, ni harán mal en todo mi santo monte, dijo Jehová.

ISAíAS 58

No hay comentarios. :
Porque ustedes, el mismo día
en que ayunan,
se ocupan de negocios y maltratan
a su servidumbre.
Ayunan para entregarse a pleitos
y querellas
y para golpear perversamente con el puño.
No ayunen como en esos días,
si quieren hacer oír su voz en las alturas.
¿Es este acaso el ayuno que yo amo,
el día en que el hombre
se aflige a sí mismo?
Doblar la cabeza como un junco,
tenderse sobre el cilicio y la ceniza;
¿a eso lo llamas ayuno
y día aceptable al Señor?

Este es el ayuno que yo amo
-oráculo del Señor-:
soltar las cadenas injustas,
desatar los lazos del yugo,
dejar en libertad a los oprimidos
y romper todos los yugos;
compartir tu pan con el hambriento
y albergar a los pobres sin techo;
cubrir al que veas desnudo
y no despreocuparte de tu propia carne.
Entonces despuntará tu luz
como la aurora
y tu llaga no tardará en cicatrizar...

Isaías 11: 6-9

No hay comentarios. :
El lobo habitará con el cordero
y el leopardo se recostará junto al cordero
el ternero y el cachorro de león
pacerán juntos,
y un niño pequeño los conducirá;
la vaca y la osa vivirán en compañía,
sus crías se recostarán juntas,
y el león comerá paja lo mismo que el buey.
El niño de pecho jugará
sobre el agujero de la cobra,
y en la cueva de la víbora
meterá la mano el niño apenas destetado.
No se hará daño ni estragos
en toda mi Montaña santa,
porque el conocimiento del Señor
llenará la tierra
como las aguas cubren el mar.

ISAÍAS 30:20-21

No hay comentarios. :


Cuando el Señor les haya dado el pan de la angustia y el agua de la aflicción, aquel que te instruye no se ocultará más, sino que verás a tu maestro con tus propios ojos. Tus oídos escucharán detrás de ti una palabra: "Este es el camino, síganlo, aunque se hayan desviado a la derecha o a la izquierda".

Isaías 5:1-7 y 27: 2-5

No hay comentarios. :
Cantaré sobre mi Amigo
La canción de este amor por su viña:
Mi amigo tuvo una viña
Sobre una colina muy fértil.
La cavó, la despedregó,
Y la plantó con la vid más escogida;
Construyó una torre en medio de ella,
Ylabró un lagar en ella;
Esperó que diese uvas,
Mas produjo agrazones.
Y ahora, oh habitantes de Jerusalem y hombres de Judá,
Juzgad, os ruego, entre Yo y Mi viña.
¿Qué más había de hacer a Mi viña
Que aún no haya hecho?
¿Por qué cuando esperé que diese uvas
Sólo dio agraces?
Ahora os diré
Lo que haré con Mi viña.
Quitaré su seto vivo
Y será devorada;
Derribaré su muro
Y será hollada.
La desolaré;
No será podada ni cavada,
Hará crecer cardos y espinas;
También mandaré a las nubes
Que no hagan llover lluvia sobre ella.
Pues la viña del Señor de los ejércitos
Es la casa de Israel,
Y los hombres de Judá
Son la planta de Su deleite.
Esperaba equidad,
Mas he aquí, hay violencia,
Rectitud,
Y hay atropello.


Isaías 5: 1-7



... Una viña deleitable ¡cantadle!
Yo, el Señor, soy su guardián;
En todo momento la riego
Para que nadie la dañe,
La guardo noche y día;
No tengo ira.
¡Si tuviera cardos y espinas en batalla!
Marcharía contra ellos
Los quemaría juntos.
O dejadle echar mano de Mi fortaleza.
Dejadle hacer paz conMigo.
Dejadle hacer paz conMigo.


Isaías 27: 2-5

En tablas de lapizlázuli y en Isaías LIV, 12

No hay comentarios. :
La luz fue mi primer día de Creación,
el descanso tras el trabajo es mi séptimo día,
la Vida y la Gloria son mi día de días.
Grabé mi ley en tablas de zafiro,
Jerusalem brilla con mis puertas de carbunclo,
cuando Querubes me traen ámbar del norte.
La acacia da su madera para mi arca,
la granada santifica mi murmullo sacerdotal,
mi hisopo esparce sangre en todas las puertas.
Santo, Santo, Santo es mi nombre.

Isaías, LIV, 12

Patricia Damiano, entexto