28 jun. 2008

Claudio Eliano - La esponja


La esponja tiene por guía a una criatura diminuta, similar a la araña, más que al cangrejo. La esponja no es algo inorgánico y desprovisto de sangre, producido por las aguas marinas, sino que vive fijada a las rocas, tal como otros seres, y posee ciertos movimientos propios; sin embargo, por así decir, necesita que alguien le mantenga fresca la idea de que es un ente vivo; dada su porosidad natural, se queda quieta hasta que algo le cae dentro de los poros; en tal circunstancia, aquellla criatura parecida a la araña la pica para avisarle y la esponja apresa lo que haya caído y lo devora. Si un hombre quiere arrancar la esponja, el guía lo anuncia con su pinchazo y la esponja se infla y se contrae, cosa que hace daño al pescador y lo obliga a hacer, ¡por Zeus! no pocos esfuerzos.

Claudio Eliano, Historia de los animales, libro VIII