5/3/2007

Arquímedes: Un fax del siglo III A.C.

No hay comentarios. :


Una serie de textos escritos por el físico y matemático griego Arquímedes, una de las mentes más notables de la antigüedad, y que habían permanecido ocultos debajo de una serie de imágenes y textos fueron revelados por científicos de EE.UU



Utilizando una técnica no destructiva conocida como fluo
rescencia de rayos X, los investigadores de la Universidad de Stanford fueron capaces de escudriñar a través de estos añadidos para leer el texto que se encontraba por debajo.

El pergamino fabricado con piel de cabra recoje detalles importantes del trabajo de Arquímedes, obra que es considerada como la base de la matemática moderna.

Entre los escritos se halla la única versión en griego que se conoce de su tratado "Sobre los Cuerpos Flotantes", además de la primera copia que ha sobrevivido desde la antigüedad de su "Teoría de los Cuerpos Mecánicos".

No hubo nadie como Arquímedes antes de él. (...) Nada puede ser mejor que poder releer el trabajo de una de las figuras más grandes de la civilización occidental

Will Noel, director del proyecto.
En estos tratados, el matemático nacido en el siglo III antes de Cristo llegó a desarrollar descripciones numéricas del mundo real.

"No hubo nadie como Arquímedes antes de él", dice Will Noel, curador de manuscritos y libros raros del museo de arte Walters, de Baltimore, y director del proyecto.

"Nada puede ser mejor que poder releer el trabajo de una de las figuras más grandes de la civilización occidental".

"La octava maravilla"

Poder descubrir los escritos de Arquímedes presenta un gran reto para el equipo encargado de revelar estas imágenes.

Los textos originales fueron transcritos al pergamino por un escriba anónimo en el siglo X.


Se logró develar los textos originales gracias al hierro presente en la tinta con la que fueron escritos.
Tres siglos más tarde un monje de Jerusalén llamado Johannes Myronas recicló el manuscrito al hacer de él un palimpsesto (voz griega que significa borrado nuevamente).

Para poder crear un palimpsesto se debe raspar el pergamino, de forma que se elimine el texto original para que éste puede ser utilizado una vez más.

Para confeccionar un libro con este material de segunda mano, el monje además cortó las páginas a la mitad y las colocó de lado.

Noel considera el palimpsesto de Arquímedes como "la octava maravilla del mundo".

"Uno nunca puede obtener tres textos provenientes de la antigüedad que han sido hechos palimpsestos juntos en un sólo libro", dijo a la BBC. "Es algo de lo que no se ha oído antes".

El monje rellenó este papel reciclado con plegarias ortodoxas griegas.

Luego, en el siglo XX, se le agregaron imágenes religiosas realizadas en pintura dorada para resaltar el valor del tomo.

El resultado fue la casi total destrucción de los textos originales, dejando apenas algunos trazos de la tinta original utilizada por el escriba del siglo X.



Luz brillante

Anteriormente el palimpsesto había sido estudiado utilizando varias técnicas ópticas y digitales de la imagen, pero aún así mucho del texto permanecía escondido.

Los investigadores se volcaron a una nueva técnica conocida como fluorescencia de rayos X, con la que lograron revelar los detalles definitivos de los escritos.

En el caso del palimpsesto, esta técnica resultó bastante útil, ya que la tinta original para documentar el trabajo de Archímedes contenía hierro.

"Cuando los rayos X choca con un átomo de hierro emite una radiación característica, que lo hace brillar", explica el doctor Uwe Bergman, del laboratorio de sincrotrón de la unidad de radiaciones de la Universidad de Stanford, donde se lleva a cabo el trabajo.

Es como recibir un fax desde el siglo III A.C. Es un sentimiento sensacional

Will Noel, director del proyecto.
"Cuando haces un registro de este brillo se puede reconstruir la imagen de todo el hierro presente en el libro".

Las palabras brillantes son mostradas en el monitor de un computador, dándole a los investigadores el primer vistazo al texto en alrededor de 800 años.

"Es como recibir un fax desde el siglo III A.C.", señala Noel. "Es un sentimiento sensacional".

Cada una de las páginas toma unas 12 horas para ser reconstruída.

Por lo pronto, el equipo tiene hasta el 7 de agosto para escudriñar el palimpsesto, antes de que el laboratorio de sincrotrón sea apagado por mantenimiento.

Durante ese tiempo, ellos esperan poder llegar a escanear entre unas 12 y 14 páginas.


http://news.bbc.co.uk/hi/spanish/science/newsid_5240000/5240792.stm

No hay comentarios. :

Publicar un comentario